¿Estás luchando en silencio con algo que te está deteniendo de la vida abundante que Dios destinó para ti? No estas solo. En Romanos 7, el apóstol Pablo, un hombre de grandes logros que escribió dos tercios del Nuevo Testamento, se abre con nosotros acerca de sus luchas internas. Pablo deja al descubierto que si quieres hacer lo que es correcto, necesitas incluir a Dios en la ecuación.

Siempre vamos a sabotear nuestras mejores intenciones cuando tratamos de superar una lucha o dificultad con solo mera fuerza humana. Dios es el único que está autorizado para ayudarnos a superar las luchas de la vida. Pablo hizo la pregunta en medio de sus dificultades. "¿Hay alguien que me pueda ayudar a vencer mis luchas?" Él encontró su respuesta:
 tener fe en Jesucristo.

Podemos llegar a ser prisioneros de nuestras dificultades si no somos capaces de aplicar la obra terminada de Cristo en la cruz para que podamos superar nuestras dificultades en la vida.


"¡Gracias a Dios! La respuesta está en Jesucristo nuestro Señor. Así que ya ven: en mi mente de verdad quiero obedecer la ley de Dios, pero a causa de mi naturaleza pecaminosa, soy esclavo del pecado." - Romanos 7:25 (NTV)

Si no vencemos nuestras dificultades, esas dificultades nos vencerán.

Randy Morrison   
www.randymorrison.org  


El cambio en nuestras vidas sólo puede ocurrir cuando cambiamos nuestro enfoque y la dirección en la que nos dirigimos. El cambio realmente comienza en nuestras mentes. Una vez que tengamos la mentalidad correcta, podremos vivir nuestras vidas de la forma correcta.

Hebreos 12:2
nos dice que centrarse en Jesús nos enseña a caminar en victoria sobre nuestras dificultades. Él nunca perdió de vista dónde se dirigía. Jesús alcanzó su objetivo a pesar de sus dificultades, porque Él nunca permitió que sus emociones anularan sus pensamientos. Nuestras emociones pueden crear sentimientos negativos basados en información incorrecta. Si no tenemos habilidades de pensamiento crítico en la gestión de nuestras emociones, seguiremos siendo prisioneros de nuestras luchas y dificultades.

RECUERDA: Todo lo que nos permitimos sentir tiene la tendencia a reflejarse en lo que creemos.

La información es crucial cuando se trata de vencer las dificultades de la vida. No podemos luchar contra lo que no conocemos. Tenemos que encontrar la información precisa para vencer en las áreas en las que estamos luchando. David es un ejemplo de un hombre que buscó información para tener la "ventaja" sobre Goliat. Sabía que ser un vencedor comienza en nuestros pensamientos. Su mente estaba llena de los pensamientos de sus victorias sobre sus enemigos más pequeños (osos y leones por ejemplo). Luego se enfrentó y derrotó a Goliat después de escuchar el incentivo proporcionado por el rey Saúl en lugar de la respuesta emocional y negativa de los soldados a su alrededor. El miedo y la intimidación no se encuentra en su actitud.

PARA REFLEXIONAR: Mientras dejemos que el miedo sea el único factor dirigir nuestras vidas, las cosas no van a cambiar para nosotros.
 
Hay otra manera de vencer las dificultades de la vida. Niégate a escuchar a la gente pesimista. David estaba rodeado de gente pesimista. Ellos eran pesimistas porque no podían verse a sí mismos y encontrar una manera de vencer a Goliat, por lo tanto, no podían responder a sus dificultades con confianza. ¿Cómo actúan las personas pesimistas para impedirnos vencer nuestras dificultades?

A. Se lamentan constantemente por lo que no pueden dominar.
B. Siempre tienen un enfoque más pesimista de la vida.
C. Nunca se emocionan por sus logros.
D. Tratan de disuadirte de ir donde ellos tienen miedo de ir porque expone su temor de intentarlo.

David se dio cuenta de que si quería vencer a Goliat, no podía confiar en las opiniones de los pesimistas. en lugar de eso, David formó su propia opinión después de estudiar a su oponente. Él descubrió la vulnerabilidad de Goliat y apuntó a eso con confianza. Se centró en un punto y se apoderó de su momento para acabar con el enemigo.
 
PARA VENCER NUESTRAS DIFICULTADES, 
DEBEMOS FORMULAR NUESTRA PROPIA OPINIÓN.
NUNCA DEMOS CRÉDITO 
NI NOS DEJEMOS LLEVAR
 POR LAS OPINIONES DE LOS PESIMISTAS.

Nadie puede alentarte de mejor manera que tu mismo. David pronunció palabras que lo ayudaron a llegar hacia al destino que le esperaba después de su victoria sobre Goliat. Mantuvo sus ojos en la solución, no en el problema, y vio las oportunidades al otro lado de su enemigo caído. Podemos seguir el ejemplo de David porque él sobresalió en "encontrar una manera de vencer las dificultades en la vida".

 
¡¡Puedes obtener este material que habla del mismo tema!!
Disponible en Mp3, CD y DVD. 
Escríbenos a pedidos@viviendoconsentidocomun.com para más información.
















 
¡Descarga nuestra App, GRATIS!